Mal aliento: conoce estos tips para prevenirlo y combatirlo

La halitosis o mal aliento es una condición que puede resultar demasiado desagradable tanto para la persona que la sufre, como para quienes la rodean. Su origen puede darse por diversas causas, pero principalmente se genera a partir del padecimiento de enfermedades periodontales como amigdalitis (si no es tratada), gingivitis, periodontitis o afecciones como caries. Es posible también que se genere por otros padecimientos no relacionados con la cavidad bucal, como la estomatitis herpética primaria.

Independientemente de las razones que provocan la halitosis, una higiene bucal adecuada es elemental para prevenirla. Si la condición ya se encuentra presente, existen tratamientos para eliminarla de raíz. Por ello, es fundamental descartar la presencia de factores etiológicos (enfermedades en la cavidad bucal o en otros órganos). No obstante, es importante recordar que solo un médico especialista puede valorar y determinar cuál es el tratamiento adecuado para cada caso, por lo que la recomendación es acudir directamente con un especialista.

¿Cómo identificar si padeces halitosis?

Cualquier persona que sospeche de padecer halitosis puede seguir los siguientes pasos antes de consultar con un especialista:

1. Cubrir la nariz y la boca con una mano limpia.
2. Inhalar y exhalar las veces necesarias para identificar el aroma del propio aliento.
3. Si el aroma es particularmente desagradable, lo mejor es consultar con un odontólogo.

Aun si no padeces de halitosis, es importante prevenirla. A continuación, te compartimos los principales consejos:

  • Cepillarse los dientes después de cada comida. Esto es básico para fomentar la salud bucal. Así, es importante cepillarse de dos a tres minutos para eliminar los restos de comida y placa. Si no es posible hacerlo tres veces, como mínimo dos al día. Se puede realizar un cepillado adicional con bicarbonato de sodio para mitigar la acidez en la cavidad bucal y dificultar la proliferación de las bacterias causantes del mal aliento.
  • Usar hilo dental regularmente. El hilo dental es altamente eficaz para eliminar restos de comida y limpiar zonas que un cepillo de dientes no logra alcanzar. Omitir el uso de hilo dental permite a las bacterias alimentarse con y propagarse, lo que provoca un mal aliento.
  • Cepillado de la lengua. Las papilas gustativas, así como los pliegues de la lengua, son una región donde pueden acumularse restos y bacterias. Se puede emplear una herramienta económica denominada raspador de lengua o, si no se cuenta con uno, también se puede utilizar el mismo cepillo de dientes.
  • Usar enjuague bucal. El enjuague bucal es parte de una higiene completa. Por otro lado, es importante notar que, si la halitosis es provocada por un problema dental, el enjuague bucal solo ocultará el aroma o hará que empeore.
  • Evitar fumar. Fumar contribuye a un mal aliento, puesto que tiende a secar la boca y esto propicia la propagación de bacterias.
  • Mantenerse hidratado. Beber la suficiente cantidad de agua previene la sequedad en la boca. De igual forma, ayuda a mantener el olor bajo control puesto que limpia las partículas de comida y las bacterias. Para una resequedad bucal crónica, es necesario consultar a un médico especialista que pueda recomendar un tratamiento.
  • Masticar zanahoria cruda, apio o manzana. Las frutas o vegetales frescos y crujientes aumentan el flujo de saliva entre comidas y ayudan a arrastrar las bacterias de los dientes, lengua y encías.

 

¿Necesitas un tratamiento para eliminar la halitosis de raíz? ¡Contáctanos y pide una cita en Endo Perio Dental Center! Somos la mejor clínica dental en el estado de Michoacán con instalaciones y tecnología de vanguardia, a cargo de médicos especialistas en salud bucal. ¡Acude a nuestra clínica, obtén un tratamiento a tu medida y mejora tu autoestima hoy mismo!

Servicios dentales

Agendar una cita

¿Deseas agendar una cita? Llena el siguiente formulario con todos tus datos para agendarla.